jueves, 17 de septiembre de 2015

Nuevo Director de "El Bolivarense".

Er Nacional — Caracas: Jueves 15 de Diciembre de 1966

Ciudad Bolívar, 14/12/ (Especial)
El matutino "El Bolivarense" de esta ciudad cumplió nueve años y estrena nuevo Director. Se trata de David Natera Febres, accionis­ta de la empresa, quien se ha de­tenido en sus estudios de derecho en la Universidad Central de Ve­nezuela para dedicarse por entero al periodismo. David Natera venia practicando el periodismo desde cuándo su padre, Don Brígido Na‑
Cera Ricci fundó este diario en diciembre de 1957, pero ahora deberá hacerlo con mayor rigurosi­dad.
Ayer lo encontramos atareado en su despacho de Redacción y nos comunicó con entusiasmo la nueva, advirtiéndonos que al tér­mino del lapso administrativo de la Editorial Talavera CA., la su­cesión le tiene reservado el car­go de Vicepresidente Ejecutivo, con amplia libertad para la orien­tación económica del diario.
—Para la ocasión de la Vicepre­sidencia —nos anuncia— ya esta­rá incorporada la nueva, rotativa para el diario y me responzabili­zaré de la, ejecución de mi plan de desarrollo que tendrá como ba­se a una empresa con capital de 1.000.000 de bolívares. ffieficiente para ampliar las cond iones de "El Bolivarense" y poder cubrir todo el Oriente de Venezuela.
—¿Cree, David, que de­cididamente este es tu puesto de lucha?
Naturalmente. He venido a ocupar mi puesto de lucha porque así lo demanda el crecimiento y desarrollo de Guayana. El avan­ce de esta tierra por la fuerza misma de sus grandes posibilida­des industriales, es un reto per­manente al dinamismo de sus hi­jos. Estoy convencido de ello y estoy resuelto desde ahora a to­mar parte activa en la conquista de los ideales de progreso. ¿Có­mo? Tal vez como lo hace el in­dustrial, el comerciante, el aso­ciado, el profesional, el obrero. etc., pero recalco que en su caso, el compromiso es múltiple toda vez que el periodismo en función del inte­rés colectivo abarca todas las ma­nifestaciones inherentes a la vi­da, a la cultura, al trabajo y al progreso.


No hay comentarios:

Publicar un comentario